Yogurt fresco hecho en casa

Ingredientes: leche de vaca bio alimentada con pasto fresco (desde una taza a medio litro) y una cucharada por taza del yogurt más fresco y orgánico que podamos encontrar para garantizar el máximo numero de organismos para la fermentación.
Como hacer el yogurt: calendar la leche hasta que hierva, rebajar el fuego al minino y dejar calendar durante unos pocos minutos más. Se le puede añadir al hervir un poco de jengibre para que sea mas digestiva, o unas vainas de cardamomo para evitar que produzca mucosidades. Apagar el fuego y dejar que la leche se enfríe a unos 40º, un poco más caliente que nuestra temperatura corporal. En ese momento, añadir el yogurt que teníamos reservado, verter la leche en un vaso o recipiente y dejarlo incubar durante unas 8 horas. Esto se puede hacer en un lugar bien templado de la casa o manteniéndolo bien abrigado con mantas, etc… o en una yogurtera o esterilla eléctrica para más comodidad. Es muy importante no “molestar” al yogurt mientras está haciendo su proceso de fermentación, evitemos pues moverlo de lugar, ver que le está pasando, etc…Si hacemos esto cada noche por la mañana tendremos un desayuno sano y nutritivo (le podemos añadir frutos secos, semillas, bayas, cúrcuma…) y un tratamiento de belleza muy efectivo si nos lavamos la cara con un poquito de este yogurt fresco. No olvidemos guardar 1-2 cucharadas para preparar el siguiente!